Ir al contenido principal

CAMINA, PORQUE AÚN ESTÁS A TIEMPO DE SANAR



Perspectiva

A veces, hay recuerdos que, se adhieren a ti como las cicatrices al cuerpo, penetran el ser y te retienen sin obedecer.

Pueden bloquear o hacerte florecer, pero siempre aprendes, aunque no sepas qué. La memoria es un arma de doble filo que si el universo lo desea te acompañará siempre.

A veces deseas hacer borrón y cuenta nueva, otras deseas recordar a medias y, muchas, ojalá permanezcan siempre.

Olvidar es improbable cuando pusiste el corazón en ello, cuando mudaste de piel por volver a sentir aquello, cuando te rebozas sin miramientos.


Te entregaste al viento, sin saber ni cómo te viste envuelta, hasta las pestañas, cegada por el cielo, atrapada por tus ecos...

Sin embargo, cuando sufres y te desgarras la piel, te haces añicos y te has de recomponer.

Olvidar se convierte en algo incierto, en algo que, ni siquiera tú misma controlas, la memoria lo retiene y la mente lo alimenta.

Decir adiós, cerrar la puerta, apagar la luz, echar el cierre, poner punto y final a todo lo que ya no está, cuesta, pero es necesario para volver a vibrar con más fuerza.

Hoy no es un día cualquiera, hoy es el día de abrir la puerta, respirar profundo, renovar armario y deshacerte de todo aquello que te oprime, que nunca te perteneció, que un día tomaste prestado y por equivocación, creíste fervientemente que era tuyo y solo tuyo.

Date cuenta de que, nada te pertenece, nada es de tu posesión, nada dura eternamente. No como hoy lo conoces, no como te lo han enseñado, no.

Sé que intentas olvidar, tanto como yo y muchos otros, pero por lo que quiera que sea, sigues recordando… pensando… buscando respuestas y continúas sin saber por qué lo sientes hoy, como si fuera ahora.

Desconozco la respuesta, pero me atreveré con algo.

“Recuerda siempre que, tu situación actual no es tu destino final, lo mejor está por venir, si así lo deseas”

Ya que la mente no se resetea procura entrenarla, que no entretenerla.

Quizás así, obtengas respuestas que alivien el día.

Los recuerdos, sean buenos o malos, no dejes que te perforen tan hondo como para dejarte KO. 

Mantén los ojos bien abiertos, ten presente tu historia, pero no te ancles a un pasado de moda, porque la vida continúa y no espera a nadie, pero eso, seguro que ya lo sabes.

El tiempo no siempre cura las heridas, las heridas dejan huellas y el tiempo te las ordena para que no pierdas el camino y sepas llegar al destino.

“El problema es que crees que tienes tiempo”
Buda

Camina, porque aún estás a tiempo de sanar y vivir crónicamente en paz.

“La paz eterna es vivir con amor el presente”
Buda




#endopacífica

Comentarios

MÁS ARTÍCULOS DE INTERÉS

ENDOMETRIOSIS. SUEÑO O PESADILLA

Sueño o Pesadilla
¿Qué te hace no creer que ya estás sana? ¿Qué te hace creer que, algo externo te curará lo interno?
Tengo miedo, sí, estoy temblando, porque cuando parece que ves luz la oscuridad enseña de nuevo la patita.
Más médicos, más pruebas, más cosas que ya no deseo.
¿Hasta cuándo?

NADA VOLVERÁ A SER COMO ANTES DESPUÉS DE VIVIR CON ENDOMETRIOSIS

¿Sigues pensando igual que antes de vivir sin endo? ¿Te sientes la misma mujer que hace 5 años?

LA ENDOMETRIOSIS ES TU EGO

Autorretrato 2011 ¿Es la endometriosis tu ego?
¿Tiene ella más poder sobre ti que tú misma?
El ego de hoy no tendrá cabida mañana. Hoy puedes ser egocéntrica y mañana no serás nada. Hoy puedes ser ególatra y pasado no te servirá de nada. Hoy puedes ser egoísta y, al final, aprenderás.

El papel de Mujer Heroína no sirve de mucho si no aceptas ayuda cuando es vital para sanar. Yo misma creí que, ya había superado cualquier nueva cita o pruebas en médicos y hospitales, pero de nuevo, me equivoqué y la rueda vuelve a girar.
Tal vez, crees que usas tu ego para, supuestamente, protegerte, pero en verdad, te hace daño y te aparta de lo que amas.

Mi perra se ha quedado paralítica y a pesar de no poder caminar con sus cuatro patas, se arrastra feliz por el suelo hasta que me encuentra.

Ella, me está enseñando que no hay límites cuando hay amor.